El Constitucional anuló varias disposiciones en la Ley 631-16 sobre armas de fuego.

El Tribunal Constitucional (TC) dispuso la nulidad del requisito de la edad mínima de 30 años para que el Ministerio de Inte­rior y Policía emita a una persona las licencias de co­mercialización, interme­diación, tenencia y porte de armas de fuego, muni­ciones, y otros materiales relacionados, contenido en la Ley 631-16.

El constitucional declaró no conforme con la Consti­tución el numeral 1, literal b del artículo 14 de la Ley 631-16, para el Control y Regulación de Armas, mu­niciones y materiales rela­cionados que contiene esa exigencia. También elimi­nó el literal f, del numeral 2 del artículo 14 de esa le­gislación, exige al ciuda­dano que tenga asigna­da un arma propiedad de una persona jurídica (en­tidad), cumplir con todos los requisitos exigidos a una persona física para las licencias, entre los que es­tá incluido el de la edad, cuya inconstitucionalidad declaró.

Acogió una acción direc­ta de inconstitucionalidad interpuesta el 10 de abril de 2018 por la Asociación Dominicana de Empre­sas de Seguridad Privada, Inc., (ADESINC) contra el artículo 14, numeral 1, li­teral b y numeral 2, literal f, de la Ley 631-16, para el Control y Regulación de Armas, Municiones y Ma­teriales Relacionados, del 2 de agosto de 2016. Esa entidad alegó que las dis­posiciones impugnadas vio­lan los artículos 39, nume­ral 3; 40, numeral 15; 62, numerales 1, 2 y 5 y 110 de la Constitución, que consa­gran el derecho a la igual­dad, el principio de razo­nabilidad, el derecho al trabajo y el derecho a la se­guridad jurídica, respecti­vamente.

Para ampliar esta noticia: Click aquí